Un hombre no se enamora de la chica más hermosa del mundo, se enamora de la chica que hace hermoso su mundo.

0
258

Cada vez somos más superficiales, eso es algo en lo que me incluyo, mucho tiempo he vivido preocupándome más por como luzco, que por lo que aprendo, por encontrar paz interior, o por mejorar en algún otro aspecto, que a la larga son más importantes que la mera imagen. De la misma manera, he buscado en mis parejas al que me pareció, más guapo, o más atractivo, sin discriminar cosas que ahora veo que son fundamentales, para que una relación salga bien.

[SM-Responsive][/SM-Responsive]

He descubierto quizás un poco tarde, que la envoltura no es una buena manera de juzgar el contenido, que lo más atractivo de mí, no está a la altura de mi piel, si no más en lo profundo, ahí donde los ojos no alcanzan a mirar, ahí donde solamente el espíritu es capaz de entrar, quiero dejar de jugar al cuento de hadas, a la Barbie y Ken, quiero vivir una relación basada en cosas más duraderas e importantes, como el respeto, la seriedad, la solidaridad, el amor y la empatía.

Quiero cambiar el muñeco que he tenido de compañero por un hombre de verdad, aquel que no se fije en mi porque fuera la más hermosa del mundo, sino porque el estar conmigo le hace hermoso su mundo, su realidad, donde no me preocupe por que alguna que otra vez me encuentre desalineada, o sin maquillaje, una relación donde no me preocupe envejecer algún día y pensar que me pudiera dejar por alguien más joven o bella, quiero un hombre de verdad, capaz de ganarse mi amor sincero y mi admiración, alguien que dirija sus palabras y sus actos en la misma dirección, alguien congruente con la vida, alguien con un verdadero corazón.

No puedo culpar al destino de lo que he vivido, sé que en mucho he tenido la culpa yo, pues incluso cuando intentaba resaltar mis atractivos, siempre contaba como mi primera y única arma el si era bella o no, siempre preocupándome por las dietas, los vestidos, por las tendencias de moda, por las marcas, por los kilos; no pienso decir con esto que descuidaré mi salud, pero siendo franca muchas veces por verme bella hacia cosas que transgredían lo saludable, así que hoy pienso trabajar más en mi personalidad, descubrirme a mí misma, entenderme mejor, quiero a ese hombre de verdad, y quiero estar preparado para cuando llegue, y quiero que se enamore de mí, no por bella si no por lo mucho que lo hago feliz.

 

Autor: Sunky