Desde que te conocí has hecho todo lo posible por ganarte mi corazón y demostrarme tu sinceridad. Gracias por estar aquí y hacerme sentir la más especial en tu vida; gracias por dejarme entrar en ti y poder ser parte de ti tomando el riesgo a mi lado de construir un camino para ambos. Desde que te conocí comprendí que no encontraría a otra persona que podría tomar tu lugar, porque nadie me ha hecho sentir como tu lo has logrado. Nadie, solo tú me ha mostrado el verdadero amor y todo lo que alguien es capaz de entregar por la persona amado cuando se esta verdaderamente enamorado. No puedo con palabras expresarte lo feliz que estoy por haberte encontrado en mi vida y dejar que entraras para que me mostrarás la belleza de un corazón puro y enamorado. Gracias por enseñarme a amar con sinceridad y con todas las fuerzas del mundo para luchar día a día para poder permanecer a lado de la persona a quien amas.

Sé que pase lo que pase volvería a elegirte a ti. Sé que pasaría por todo el dolor que estuvo en mi pasado para volver a encontrarte y poder pasar una vida a tu lado. Sé que no hay nadie mejor que tú y sé que soy muy afortunada por tenerte a mi lado, así que hoy te digo con la mano en el corazón que siempre estaré a tu lado y te demostraré la sinceridad de mis sentimientos con hechos y no solo con palabras que sean expulsadas de mis labios. Te demostraré con cada caricia y con cada beso lo importante que eres para mí y todos esos sentimientos que me haces sentir cada vez que te encuentras tan cerca de mí.

Eres definitivamente lo mejor que me ha pasado, lo mejor que he tenido en mi vida después de tanto tiempo y no estoy dispuesta a hacer nada para perderte aunque sé que tengo errores y que no estoy exenta de fallar y si llego a hacerlo, lucharé con todo lo que tengo para remediarlo porque sé que no hay nada como tú y porque sé y he tomado la decisión de entregarte mis días, de entregarte mi vida y hacer todo lo posible por hacer que permanezcas en ella hasta mi muerte y aún después de ella. Quiero seguir estando a tu lado porque eres todo lo que quiero, todo lo que esperé y todo lo que un día anhele. No quiero un día despertar y sentir tu ausencia porque sé que eso me lastimaría el alma y me torturaría hasta mi último aliento.

No podría cambiar ni un solo día que he compartido contigo. No podría desear estar alguien más porque sé que no podría tomar tu lugar y entregarme la misma felicidad que tú me entregas con cada palabra y con cada mirada. Creo en ti y creo en este amor que un día comenzó para nunca extinguirse, para nunca terminar y dejar un lugar en nuestro corazón para el dolor.



     Compartir         Compartir