No quiero abrir mis ojos y darme cuenta que todo ha sido un sueño. No quiero darme cuanta que no eres en la realidad mío y que todos esos besos y esas caricias solo fueron producto de mi imaginación a pesar de que todo se sintió tan real. Quiero seguir pasando mis días a tu lado tratando de enamorarte y que un día esta historia que estamos comenzando a formar juntos sea para ambos la historia más hermosa de nuestras vidas y que no haya ninguna como ella porque nosotros nos encargaremos de hacerla especial y de que todos puedan notar lo felices que somos estando el uno en la vida del otro.

Esta historia comenzó con una mirada, con darnos cuenta de nuestra existencia y darnos, sobre todo, darnos cuenta que somos perfectos juntos y que lo único que queremos en en estos momentos es permanecer de esta manera, juntos y que esta historia no tenga un final porque aún después de la muerte deseamos permanecernos y que no nos demos cuenta que el tiempo ha pasado porque estaremos bien pase lo que pase porque estaremos a nuestro lado y estaremos apoyándonos y empujándonos hacía el futuro sin que se detenga el tiempo.

No quiero darme cuanta que todo lo que hemos pasado pueda tener un fin y tener que despedirnos de este amor que un día nos unió y ahora nos mantiene como uno solo. Quiero seguir aquí y nunca dejarte solo, nunca dejar de pensar en ti y nunca tener que decir adiós a esa gran persona que ahora esta a mi lado y no quiero que se vaya jamás de mi vida. Quiero que permanezcas una eternidad estando en mi vida porque sé que no encontraría a otra persona que me haga sentir lo que tú me haces sentir, otra persona que me haga tan feliz y que me demuestre lo increíble de vivir, lo emocionante de esta vida y que me demuestre que aún podemos creer en el amor, que aún puedes encontrar a esa persona con la que te entenderás de por vida, con esa persona con la que comprobarás que existen aún los amores eternos. Quiero seguir luchando para seguir adelante caminando de la mano sin mirar atrás, sin mirarnos y solo tener que ver los defectos, sino que esos mismos defectos con el amor que nos tenemos se conviertan en virtudes. Quiero seguir aquí y nunca alejarme de ti, nunca decirte adiós para tener la oportunidad de sentirme unida a ti y sentirme tuya por una eternidad.

Eres lo mejor que tengo en mi vida y una de las mejores cosas que me han pasado y quiero que tú sientas lo mismo, quiero esforzarme por no solo estar a tu lado sino también enamorarte cada día para que yo pueda ser la persona a la que anheles por siempre y quieras a tu lado sin tener que decir un adiós. No dejes de amarme de la manera como lo has hecho hasta ahora porque te demostraré que nuestra unión es fuerte y que nadie ni nada podrá separarnos jamás.



     Compartir         Compartir