He aprendido que “un clavo no saca a otro”, lo he aprendido muy bien, también tengo aún que digerir todo lo que sucedió, debo darme cuenta si tengo que aprender algo, o si solo fue él quien se equivocó, es muy pronto para comenzar algo nuevo, ya que no he tenido el tiempo para soltar lo anterior, no quiero que seas los brazos que me consuelen por lo que me sucedió, la soledad es mi fiel compañera y amiga en estos casos, ella siempre me aconseja bien, es mi maestra para aprender de mis fracasos, y esto es algo que necesito vivir, o desperdiciaré todo lo que pude aprender de esta relación que terminó.

No soy libre en este momento, debo romper los grilletes que sujetan mis manos, estos que no me permiten por el momento extenderte un abrazo, pero puedo decir claramente que me gustas, y que me gustaría que nos conociéramos más, no tengo nada en contra de la idea de amarnos algún día, solo quiero que entiendas que en este momento mi corazón no está vacío, limpio y listo para entregarse a alguien de manera apropiada, y no quiero echar a perder la oportunidad de vivir algo hermoso contigo, por no esperar a estar completa para ti.

Sé que puede parecer egoísta lo que te pido, pero si estas convencido de que soy la mujer que buscas, entonces espera un poco por mí, si puedes hacerlo será nuestra primera prueba de amor, si no puedes hacerlo igual me harás un favor, pues entenderé que el sacrificio no forma parte de tu manera de amar, y sin sacrificio el amor dura menos que un helado en el sol.

Esto que hago lo hago por mí, porque me quiero, porque quiero que de algo valga todo aquello que viví, pero también lo hago por ti, pues si no estoy preparada y lista para ti, te tocara la amargura que el otro me dejo, los malos hábitos que aprendí al estar con él, y quizás hasta pueda que de vez en cuando en medio de una discusión termine llamándote por su nombre, cualquiera de estas cosas no serían justas para ti, así que si puedes espérame, si no puedes solo márchate, no necesitas disculparte, por que como dije, simple y sencillamente no serias bueno para mí.

Lamento que me hayas mal entendido lo que te dije aquella ocasión, pues no te dije que “no” solo quise decir “espera”, espera que yo también quiero conocerte a vos.

 

Autor: Sunky



     Compartir         Compartir