Pequeña saltamontes, debes aprender que no todo el mundo es igual, muy pocas personas miran con la inocencia que te caracterizan, la nobleza es una cualidad muy valiosa que solo algunos saben apreciar. Por eso, aléjate, no permitas que tu frágil corazón se corrompa con mentiras, escapa, no sufras por amores tóxicos, esos que hacen ahogarte en un mal de lágrimas cada vez que no está a tu lado, déjalo ir y sé feliz. Muchas veces, nos aferramos a cosas imposibles, nos mentimos a nosotros mismos para conseguir lo que deseamos a costa de lo que sea, no vemos que realmente el destino es el que marca las pautas a seguir, el dirá si esa persona es la adecuada o no; pero por favor, no entres en el bucle de la necesidad, no gires en torno a la felicidad de otros, porque tú eres mágica y con tu sonrisa levantarás todos los muros que te impiden alcanzar tus sueños.

Y alguien mejor te acompañará en el camino, sé que es un tópico el echo decir que cuando una persona se marcha llega otra y te hace ver el mundo con otros ojos; pero es así, no puedo asegurarte que te encuentres con personas que quieran arrebatarte el brillo de tu mirar, sin embargo, serás capaz de marcharte en el momento adecuado y ahí, comprenderás que eres más fuerte de lo que creías.
Camina sin mirar atrás, dile adiós a la tristeza, mira en tu interior y allí hallarás las respuestas, no importa si crees que estás perdida, estás tomando la mejor decisión: amarte a ti misma. Te pido que no llores, no derrames ni una lágrima por un tipo así, es duro enfrentarse a la realidad, porque como alguien dijo una vez “el amor nos ciega”, tanto, que no distinguimos del bien y del mal, cambiamos y no reaccionamos a lo que nos dicen los demás.

tumblr_inline_n3d9wqFvX41rym12s
Así que continua, todo irá bien, el dolor sanará, reconstruirás todas las piezas que ahora mismo no encajan, y vivirás siendo una mujer fuerte y capaz de deshacerse de lo dañino. Y recuerda, nunca le cierres puertas al amor, no sabes cuando llegará el definitivo.

Por: Ariadna López Bratlle.



     Compartir         Compartir