Dicen, que los amigos son la familia que uno escoge, y definitivamente tú, describes a la perfección la palabra, contigo descubrí que la palabra amistad existe y que lleva tu nombre y apellido, pues así, sin más el destino se encargó de ponernos en el momento justo en que ambas nos necesitábamos, y desde entonces, siempre has sido la pata más fuerte en la mesa de mi vida.

Y así desde que nuestras vidas se cruzaron por cosas del azar, tú has decidido que darte en ella, y de verdad no tengo manera de agradecerlo, pues cuando según yo tenía a “buenas amigas” simplemente me dieron la espalda cuando más las necesite, pero tú no, tu siempre estuviste ahí dándome tu brazo para apoyarme y caminar cuando me rompieron el corazón, las ilusiones y las ganas de vivir, por ello, no dudo decir que de las amigas que tuve y que llegaré a tener tu eres y siempre serás la mejor eres la hermana que pude elegir.

friends

Recuerdas ese día, cuando aun siendo unas niñas te dije que había perdido al amor de mi vida, y tú me consolaste, sabiamente, y de la manera más madura que yo conocía, me enseñaste a disfrutar la vida por etapas, me dijiste que éramos muy pequeñas para sufrir por esas cosas, me sacaste un par de sonrisas por tus boberías, y pasamos todo el día en ropa de dormir, comimos helado, y vimos películas, unas cursis y terminamos viendo caricaturas, creo esa fue mi primera desilusión amorosa y fue librada de la mejor manera gracias a ti.

Eres una persona un poco difícil de tratar, pues ante todos, presentas una careta rígida y dura, de esas personas que no confían mucho en los demás, y en realidad así es, pero una vez que tienen tu confianza eres el ser más dulce, sueles ser sensible y ternurita, pero no con todos, en general sueles parecer antipática, pero conmigo no, te conozco bien, y he aprendido bastante de ti, a veces me gustaría que vieras en ti lo que yo y los demás podemos ver, me duele verte tan frágil y vulnerable, me duele verte tan lastimada y con la capa caída.

Sé que es normal que estés así, pero me llena de rabia que sea por un tipo que no vale la pena, me da rabia, porque se lo entregada que eres, y como fuiste especialmente con el, no le diste más porque simplemente le diste todo, él llegó hasta el fondo de ti, te conoció muy bien, eso era lo que yo temía, supo tus miedos, tus fijaciones y tus debilidades, y cual estratega en ajedrez te dejo el tablero limpio, hizo su jugada maestra y aplico sin piedad el “jaque mate” a tu corazón.

En un principio te dije que te cuidares de él, que no me daba confianza, pero ahora sé que lo que menos necesitas son reproches, solo me queda decirte lo que ya de sobra sabes, siempre estaré para ti, yo te ayudare a restaurar ese interior destrizado, juntas armaremos de nuevo ese corazón roto, te ayudaré a recobrar la confianza que tenías en ti misma.

bff

Sé que ahora todo parece hundido y te conozco tanto que se cómo te sientes, sé cuento lo amabas, pero me encargaré de ayudarte a redescubrir todo lo que vales, y por lo mismo, todo lo que mereces, me encargaré de hacerte ver que el que se equivocó fue él, por pisotearte de esa manera.

Ahora tu sufres, pero créeme que en menos de lo que canta un gallo tu estarás lista para volver a ofrecer felicidad y amor al mundo entero con una simple sonrisa tuya, ese es el poder que solo tú tienes, y él, a ese pedazo de hombre no le quedará otra más que lamentarse en silencio por haber hecho lo que  hizo contigo. Ahora la que se siete perdida eres tú, pero no tienes ni idea de lo que lamentará haberte perdido, pues no encontrará, ni en mil años a alguien como tú.

Amiga sabes que sierpe estaré para ti, yo te ayudaré a sanar… y a ese hombre que te dejó así…

Quisiera desearle lo mejor, pero ya te tuvo, y no lo valoró…

La vida le dará lo que se merece, y eso definitivamente



     Compartir         Compartir