Amar es doloroso cuando se está con la persona equivocada, cuando ambas partes piensan que sólo se puede amar completamente a la persona que en verdad lo merezca. ¿Y cómo saber quien lo merece? Es una duda que dura hasta que alguno de los dos se cansa y busca otra persona.

Si todo el tiempo se piensa en encontrar a una persona que en verdad valga la pena, entonces pasarán los años y muchas parejas potenciales que desaprovecharemos pensando que nadie era suficiente como para entregarnos. Nos duele cuando la persona de quien nos enamoramos piensa de esa forma, así si podemos ver lo mucho que esa actitud hiere, de esa forma si somos capaces de sentir el dolor y pensar en la forma en la que somos lastimados. Pero cuando las cosas son al revés…

Si somos nosotros los que pensamos de esa manera, hartas de lidiar con hombres que sólo nos usaron, que nunca se entregaron y que por supuesto permitieron que nosotras sí, es allí cuando pensamos que no es para tanto. Nos volvemos igual que nuestro enemigo, sin importarnos a quien lastimemos, pues nos volvemos victimas que siempre fueron utilizadas y nunca remuneradas por nuestra forma incondicional de amar.

Por supuesto que el amor siempre en injusto, nos hace dar todo, entregarnos, ofrecernos, demostrar y soñar a cambio de una persona al azar. Es una apuesta peligrosa, es por eso que debemos darnos cuenta de como es que podrían cambiar las cosas si todos nos comprometiéramos a ser buenas personas.

BeFunky_tumblr_mjj0rdAoq31qayt72o1_1280

A no decir que sólo se amará a quien se lo merezca, porque siempre es mejor amar sólo a quien lo quiera, porque a veces pueden merecerlo, pero no quererlo. Dejara de doler cuando te vuelvas origen y esa persona se convierta en destino: su destino.



     Compartir         Compartir