¿Has colgado selfies en las redes sociales y te la has pasado luego revisando la reacción de tus amigas? No te sientas sola. Desde los adolescentes hasta el mismísimo presidente de los Estados Unidos, han sucumbido a la tentación de estos. Lo malo, es que es posible que los autorretratos tengan consecuencias para la salud.

Al menos eso es lo que asegura, Panpimol Wipulakorn, especialista del departamento tailandés para salud mental. La experta ha afirmado que ese hábito podría traer como consecuencia problemas cerebrales relacionados con la falta de confianza en sí mismo. La doctora explica que es propio de la naturaleza humana buscar la aprobación de los demás, y es precisamente eso lo que se busca al publicar una foto de uno mismo. “Si la gente hace algo y logra una recompensa, volverán a repetir el acto”, señala.

Y mientras algunos se contentan con uno que otro “me gusta”, hay quienes terminan adquiriendo una adicción a lograr todos los que sean posibles. ¿Y qué sucede cuando alguien no logra la aprobación esperada? En lugar de conformarse con su revés, continúan publicando nuevas fotos y, si no consiguen respuestas positivas, se afectaría su seguridad en sí mismos y su autoestima, además de generar pensamientos negativos. Según la Dra. Wipularkorn, esto podría causar afecciones más graves como paranoia y depresión.

La mayoría de las personas que llevan a cabo esta práctica considera que no las afecta ni las afectará en el futuro, pero eso sucede siempre con cualquier adicción. La experta añade que los selfies también pueden lastrar el crecimiento de los países en desarrollo, porque la falta de confianza de los jóvenes puede crear una generación “sin liderazgo”, de personas “simples” sin “capacidad creativa e innovadora”.

Aunque las afirmaciones no estén demostradas, quizás puedan ser una razón más para limitar el abuso del celular y tratar de recuperar un poco las vías tradicionales de interacción: entre las sugerencias de la doctora para combatir la adicción a los selfies están prestarles atención a las personas, observar lo que nos rodea, practicar deportes y participar en actividades con familiares y amigos.

Fuente: http://siempremujer.com/



     Compartir         Compartir