Soy consciente de la teoría de que las segundas partes no son buenas, pero es mejor dejar pasar la oportunidad de intentarlo ?  Quizá lo fácil sería dejarlo correr pero en algún momento nos preguntaremos , que hubiera pasado si?

Desde que le conocí supe que era mi Alma gemela, la persona con la que podría pasar el resto de mis días.
Éramos tan semejantes en gustos, actitudes y personalidad que sin hablar nos decíamos todo.
Iniciamos una hermosa amistad que poco a poco se convirtió en la razón por la que levantarse cada día. Nos invadía la necesidad de hablar horas y horas, escucharnos y desearnos era la ilusión de cada día. Veníamos de relaciones rotas y ambos fuimos el paño de lágrimas que necesitábamos en ese momento, tal vez ese fue el desencadenante de nuestra gran historia de amor.

Vivimos, nos amamos y compartimos cosas extraordinarias pero no era el momento para él, sus palabras rompieron en mil pedazos mis ilusiones, mi corazón y mis sentimientos. Que no era el momento? Que no podía darme lo que yo necesitaba? Yo no pedía nada, tan sólo le amaba.
Me quería pero no deseaba utilizarme como tabla de salvación, justificó su marcha con el consabido no quiero hacerte daño porque eres muy importante para mí. Que daño hacen esas palabras en tu mente cuando te están desgarrando el alma.
Como le amaba , deje que se marchara y encontrara la felicidad que buscaba y merecía , me quedaba vacía, sola, frustrada y destrozada por su ausencia.
Prometimos conservar nuestra amistad por encima de todas las cosas , era mi anhelo, quizá con el tiempo volviera .
Mantuvimos la amistad, la cultivamos y conservamos pero vernos era desearnos y hacernos daño , mil veces nos veíamos y mil veces nos amamos.

tumblr_lw8za3gJNS1r66364o1_500

Poco a poco pusimos distancia entre ambos para iniciar nuestra vida por separado, durante años estuvimos manteniendo una cordial amistad y cortas conversaciones para no dañarnos.
Ahora tras estos largos años de letargo pensándonos y sin olvidar, nos reencontramos de nuevo y  nuestras miradas vuelven hablar, sobran las palabras porque donde hubo brasas quedan rescoldos .
Le amo como ese día que le vi partir hacia la felicidad que buscaba.
Tal vez encontró parte de esa felicidad y no supo conservarla pero el destino le vuelve a poner delante de mi y no dejaré pasar la oportunidad de seguir amándole y si vuelve a marcharse, si se marcha, seguiré amándole, podré sufrir o ser feliz , segundas partes pueden ser buenas o no pero de momento la vida me ha enseñado que mejor disfrutar el hoy porque mañana no sé si estaré aquí.
Por: Maria S.



     Compartir         Compartir