Nuestra vida esta llena de pruebas y caídas que forjan nuestro carácter, que nos hacen fuertes y nos llevan a no cometer los mismos errores. (Introducción) 

No es fácil levantarse después de una caída sin haber salido herido. Pero por cada una de las caídas es posible levantarse y sobarse si es necesario. Somos fuertes porque tenemos la capacidad de poder ponernos y depile, soportar el dolor y seguir caminando. No dejes jamás que tu vida se desmorone por cualquier caída, sino que con cada caída tú puedes tomar habilidad y comienzas a ser cada vez más fuerte.

La vida se encuentra llena de pruebas que van llegando cada una a su tiempo. Aprovecha las pruebas y aprende a superarlas cualquiera que haya sido su resultado. Toma riesgos y aprende también de cada uno de ellos y no permitas que nadie se interponga entre ellos. Las pruebas de la vida siempre serán para aprender algo nuevo, para no tomar las mismas decisiones ni escoger los mismos caminos que nos llevaron a cometer un error. Disfruta la vida con sus pros y sus contras y aléjate de esas personas que no aportan algo bueno a tu vida. Disfruta del amor y de la amistad, disfruta todo ahora que lo tienes porque lo puedes perder y después arrepentirte y pensar en el hubiera.

Sigue tu propio camino y no pienses en el final sino que disfruta de los paisajes que vayas encontrando en él y comenzar a ver la vida con tu propio sentido evitando las burlas y el que duran, evítalas porque la única persona que importa eres tú, porque son tus decisiones, porque es tu vida y tu recibirás todas las consecuencias de lo que hagas con ella. Recuerda siempre que cada cabeza es un mundo y que todos tenemos conceptos diferentes, toma los tuyos, pero que sean conceptos que tengan una justificación en ti. Observa lo que hay a tu alrededor y toma conocimiento de cada cosa que veas, porque son esas cosas quiénes enseñan a nuestra vida a tomar un sentido.

Disfruta la vida al máximo ejerciendo siempre el hacer siempre bien las cosas y valorando lo que ahora tenemos porque el día de mañana puede irse sin previo aviso. Disfruta de las personas que están a tu lado y que están ahí a pesar de todo. Disfruta de cada momento en esta tierra y cuida también de ella. No dejes pasar cosas que jamás volverán porque la vida es una y el tiempo que pasa en ella jamás volverá, así que valora tú tiempo y entrégaselo solo a los que en verdad sabrán valorarlo y aprovecharlo. Valora el pasado y aprende de él, aprovecha el presente y haz lo mejor de ti, que no te preocupe el futuro y espera con paciencia su llegada. Todo tiene su tiempo y todo llega en el mejor momento, solo es cuestión de estar atentos y descifrar lo que el destino tiene para cada uno de nosotros.

Vive de la mejor manera que puedas, piensa en las caídas y pruebas que aún faltan por llegar siempre teniendo en mente que te harán más fuerte de lo que ya eres ahora.



     Compartir         Compartir