Ya no te busca, ni te escribe, ni te habla como antes. Cuando lo hace es un poco cortante, fría y reseca; ya no responde a la brevedad ni lo hace con el mismo entusiasmo con el que solía hacerlo. Las discusiones ahora escasean o las termina con un ¨da igual¨.

Antes no tenía ojos para nadie que no fueses tú pero ha comenzado a darse cuenta que afuera hay más chicos esperando por una sola oportunidad cuando tú has desperdiciado las mil que te ha dado.

Su luz comienza a resplandecer y la tuya se comienza a opacar; comienza a darse cuenta de que tanto empeño y esfuerzo en vano siempre termina cansando.

sola

Comienza a sentirse bien consigo misma, a disfrutar de su propia compañía y a darse cuenta de que quien en verdad no quiere estar, no es tan necesario.

Ahora es capaz de salir, de sonreír, de divertirse y disfrutar, comienza a vivir y a darse cuenta de que por ella misma también puede ser feliz.

Comienzas a perderla por idiota y patético, pensar que siempre habrías de tenerla segura ¡por Dios! sólo mírala, ella es una en un millón y varios quisieran tenerla para sexo o amor y tú, tú la tienes para ambas y ni así sabes valorarla.

Mientras tú eras su mundo y su todo, mientras ella sólo pedía un poco de tu atención, mientras luchaba por ti, se la jugaba y trataba de convencerte de que esto valía la pena, tu perdías el tiempo por ahí con amores pasajeros que al final lo único que te hacían sentir era soledad y al final, sólo te hacían perder un poco más a la mujer que te quería en verdad.

1

Ella ha comenzado a aburrirse y cansarse de dar todo por ti, porque darte su atención, su tiempo y su amor, nunca parecen ser suficientes para ti, no llega el momento de ganarse de tus labios un ¨te quiero¨, una caricia que le erice la piel, una rosa que la derrita y la haga florecer, ella comenzó a marchitarse, la luz que reflejaban sus ojos al mirarte comienza a apagarse, los nervios y la sensación de vacío cuando tú no estás se va y probablemente ya la has perdido y probablemente aún la puedas recuperar, es cuestión de hombría, de amor y decisión.

¿La quieres? entonces LUCHA POR ELLA porque ella se ha cansado de luchar por los dos. Se ha cansado de perdonarte, de esperarte, de llorar y de rezar porque un día tus ojos la vean de la forma en que ella te miraba, de que la eches de menos, de que la busques y la llames, de que le envíes un bonito mensaje o le hagas algún piropo que la haga sentir especial.

Y si entonces ya no quieres nada, ¡SUÉLTALA! ella estará bien o incluso hasta mejor sin ti. Ella es una mujer fuerte y valiente, una mujer que lo merece todo y en especial ser feliz.

tumblr_inline_nsqql2e8vs1rmrq53_540

Ella ahorita sigue ahí, esperando un milagro o quizás sólo silenciosamente se está alejando y si se termina cansando totalmente, en la única parte donde podrás encontrarla será en tu mente.

Ella está aún ahí, contigo, mañana tal vez en otra parte, siendo feliz sola o caminando de la mano de alguien más…

¡Tú decides que panorama deseas mirar!

Autor: Stepha Salcas



     Compartir         Compartir