“Es que no era el indicado”, esta es la frase que casi siempre acompaña la devastación que deja una ruptura amorosa, la verdad es que muchas de las veces la usamos para darnos ánimos a nosotros mismos cuando estamos pasando por la dolorosa separación. Lo cierto es que esta frase no evita el dolor de la separación.

A pesar de creer que tenemos la relación perfecta, esa que resultará victoriosa sin importar las tempestades, no siempre es así, por lo general pasa algo que termina por fragmentar la perfección de la relación, para esto hay una explicación científica.

El psicólogo Jed Diamond asegura que sí es posible encontrar a tu mitad, a esa persona que te acompañará el resto de tus días, con la que te sentirás plena y siempre enamorada, sin embargo no es como en los cuentos de hadas hay que pasar por un proceso de 5 largas etapas, las cuales las parejas no siempre rebasan a la numero tres, es por eso el fracaso de las relaciones que creemos serán para siempre. Sigue leyendo que e presentamos las 5 etapas para llegar al “vivieron felices para siempre.

1.- Enamoramiento:

Es aquí en donde obtienes una sobredosis de las hormonas de la felicidad, es esta la etapa más linda de todas pues estar al lado del que tanto te gusta se vuelve una prioridad adictiva y embriagante. Es desde esta etapa en donde comienzas a creer ene l amor para siempre.

2.-  Inicio de la relación:

kiss

Esta etapa está muy ligada a la anterior, la diferencia es que ya hay un compromiso de ambas partes, se pasa de las citas casuales a un cúmulo nuevo de responsabilidades mutuas para tratar de hacer la mejor la vida del otro. Es aquí en donde se conoces más íntimamente, desde los gustos superfluos hasta las acciones que pueden hacer que uno pierda la cabeza, y no de la mejor forma por estar enamorado.

Con cierto compromiso y entrega, es en esta etapa, (si todo sale bien) es en esta etapa en donde se decide tener una vida juntos y hasta poder hacer una familia juntos. Es en este momento en donde puedes jurar a los 4 vientos que has encontrado al amor de tu vida y nada los va a separar.

3.-  La decepción:

Aquí ya huele a fracaso, pocas son las parejas que logran superar esta etapa. Aunque fue en la etapa pasada en la que conoces virtudes y defectos de tu pareja, as acá en donde comienzas a pedir un respiro.

Sientes que no es la mitad de lo que era cuando trataba de enamorarte, piensas que te equivocaste, quieres salir corriendo y darte un respiro, a tu persona y a tu vida en pareja. Sin importar la magnitud del conflicto sientes que el amor real, ese que era para siempre se ha acabado. Ya no sabes si es la persona indicada para pasar el resto de tus días.

4.- Superación de la crisis / amor real:

figth

Si has logrado superar la etapa anterior y llegar hasta acá, la vida ahora si comienza a ser más fácil, más llevadera, los dramas disminuyen considerablemente.

Es aquí en donde entiendes y aceptas, virtudes y desventajas del ser con el que tú y solo tú decidiste vivir, ambos comienzan a respetarse y valorarse aún más y el amor real comienza a sentirse, pus la pasión y el amor brota por los poros de ambos, ya no es una idealización de una vida en pareja, ahora ya está materializada, ahora ya pueden abrazar el vivieron felices para siempre.

5.- Uso del potencial de ambos para cambiar el mundo… Su mundo:

Por fin comprendieron que nada es miel sobre hojuelas, que pese los baches y golpes con los que el amor recibe a veces, su convicción por estar juntos es más fuerte. Se alientan y apoyan para perseguir y alcanzar sus metas individuales y las que tienen en equipo. Tienen un propósito no solo como pareja sino como seres humanos y han creado una alianza muy fuerte para conseguirlos.

Es en esta etapa en donde de verdad comienzan a ser un equipo indestructible que tiene como finalidad cambiar y mejorar el mundo…. Su mundo.

¿En cuál etapa estas tú?

Idea original: Julia Aguilar



     Compartir         Compartir