Lo que sucede después de la primera cita depende en gran medida del tipo de hombre con el que estés tratando, traigo para ti, esta lista con la que te identificaras con más de alguna situación.

“El salvador” llega cuando apenas tienes días de ruptura cuando tu corazón esta frágil y necesita ser consolado, llega sutilmente y te hace sentir que todo estará bien, él será nada más el inicio de una larga escuela, al final terminara alejándose, este peculiar personaje suele ser casado, tener novia, u otro compromiso, usualmente este chico después de tu primera cita te baja las estrellas y la luna, y te hace sentir que todo es real, pero calma esto solo empieza.

El “inteligente”, ese que es profesional, que tiene muchos estudios, que quizás fue tu superior y que se fijó en ti, quiere conocerte, es capaz de presentarte con sus compañeros de trabajo, pero terminara por hacerte alguna propuesta indecente como “Romeo Santos” en su canción, y ahí terminara todo su interés cuando le digas que NO, sin haber tenido una primera cita.

El “chico Virtual” quiere una relación, es aquel que está a todo momento pendiente, has comido, has dormido, si todo está bien, él quiere hacerlo todo en chat o con llamadas, pero, van pasando los días, los meses y nunca te propone una primera cita, él no quiere una relación real.

El “hijo de Dios” que conociste en la iglesia habla de Dios y parece el indicado, que después de la primera cita soñó con casarse, tiene los nombres sus hijos, te presento a la familia, y lo quiere todo rápido, deja todo en manos de Dios que al final te descuida tanto que te pierde

El “Hombre perfecto” es un buen partido, con un buen empleo, te cumple todos tus caprichos, responsable, sin compromisos, trabajador, sin vicios, el compañero ideal, pero al que su mama aun le elige la ropa, los zapatos y hasta la novia, este después de su primera cita, querrá presentarte a su mama, pudiste haber sido tú la elegida, pero créeme no querrás estar contestando llamadas de tu suegra hasta cuando estas en el cine.

El “don Juan” ese por el que todas mueren, que tu decidiste aceptarle esa primera cita, en la que te persuadirá y logrará robarte un beso, apasionado, un hombre experimentado, que buscará más citas, pero no buscará nada serio.

El “que le hizo falta valor” ese que conoces, sabes que es una buena persona, se han frecuentado algunas veces, pero nunca en otro plan, antes de invitarte a salir, te asegura que está dispuesto a todo por ti, pero en su primera cita, no tuvo valor, este después se aleja sin explicación, porque a estas alturas eres una gran mujer, que no cualquier hombre tendrá valor de dar ese paso.

Finalmente “el indicado” ese que no buscaste, llega y no lo esperabas, usualmente es aquel viejo compañero de clase, el vecino que nunca saludaste, o a esa persona que conociste en el lugar donde no andabas buscando, ese ser inesperado que llega a tu vida sin avisar,  el que en tu primera cita puedes ser tú, te ríes como nunca, sin necesidad de aparentar o de pensar que pasara después, ese ser mágico que después de su primera cita sigue haciéndote sentir ganas, de tener otra primera cita.

Por: arlen



     Compartir         Compartir