Lo que va pasar pasará, lo que seguirá, llegará, y lo que se terminará, sólo terminará. No hay razón para entristecerte cuando las cosas no salen como las quieres, porque la mayor parte de las cosas así serán, es poco realmente lo que podemos controlar de tal manera que podamos obtener los resultados que deseamos, en la mayoría de los casos tenemos que adaptarnos a lo que la vida nos ofrece.

No tengo porque fingir que aún soy frágil cuando todo este tiempo he sido fuerte.

No me morí todas aquellas veces que me quedé arreglada en casa esperando a que viniera, pero terminaba sin nadie a quien impresionar.

No morí todas aquellas veces que sentía que mi vida no tenía sentido.

Entonces, estoy viva.

Y mientras esté viva, estaré feliz por lo que soy y por quién soy.

Basta de ponerme a mirar el cielo preguntándome ¿Por qué me abandonó alguien a quien amaba?

Basta de pensamientos que me hacen creer que soy poco suficiente.

Basta de odiar mis defectos, de desear ser como alguien más.

Porque soy única en este mundo.

Una persona a la que quería mucho solía decirme que mi aura era brillante. Otra persona solía decirme que era bellísima, otra más decía que era incomparable e inolvidable, mientras yo solo me veía al espejo, y cada que cometía errores me decía una y otra vez que era estúpida.

No lograba comprender por qué aquel chico dijo que era hermosa, yo pensaba que podía resistir de todo con tal de retenerlos a mi lado, así que aguantaba insultos y desprecios.

Pero un día así de pronto, después de leer miles de palabras, escuchar cientos de canciones y millones de consejos lo comprendí. No debo encontrar el amor de mi vida, simplemente llegará. “Esa persona, deberá amar las razones por las cuales las otras personas se fueron”, encontrare a alguien que ame cada parte de mí, sí, incluso que ame aquello que yo misma odio de mí, todas esas cosas que deseo eliminar de mí cada que me veo en el espejo.

Y sé que tal vez en el camino he de encontrarme con esa persona, me confundí unas cuantas veces llamando “el amor de mi vida” a chicos cualquiera, y puede que en el camino algunas veces me lastime y quiera sólo parar y quedarme sola por siempre con 30 gatos.

Pero cada vez que me lastimen sólo recordaré que; estoy a una persona menos de encontrar el amor de mi vida, levantaré la cabeza y seguiré adelante.

Por: Julia Cristina Carranza



     Compartir         Compartir