Quién diría que después de odiarnos ese  primer día, terminamos adorándonos, quien diría que te convertirías en mi compañera de risas, de locuras, de fiestas, de trágame tierra, de llanto, de tristeza, quien soporta mi apatía, quien me acompaña en momentos buenos, quien me soporta en los malos.

amigas

Quien diría que te convertirás en mi paño de lágrimas, en mi escudo, en mi defensora, en más que amiga, más que confidente, mi hermana elegida.

Eres mi cómplice favorita, es increíble el lenguaje con el que nos comunicamos, esta forma casi telepática con la que nos entendemos, que sepas lo que pienso sin necesidad de usar palabras, saber lo que sientes al encontrar tu mirada.

Como es que te convertiste en parte tan esencial de mi vida, hoy eres juez y parte de mis decisiones, de mis alegrías, de mis manías, eres quien me cuida, quien pone mis pies en la tierra cuando  pierdo el piso, y quien me eleva cuando caigo al suelo.

 

Gracias amiga por ser parte de mi vida, por ser quien me salva de la derrota, quien me impulsa a confiar cuando estoy rota, gracias por tus abrazos, por compartir tu blusa favorita, por hacer como que olvidas que la tengo yo, por compartir además del  closet, también tus angustias, por ser la primera con quien te  comunicas cuando te sientes sola, por confiarme tus dolores, por compartir tu locura, por regalarme tu alegría.

Gracias por ser siempre sincera, por hablarme siempre con la verdad aunque me duela, gracias por permanecer a mi lado incluso cuando todos se han marchado, por quedarte a mi lado a reconstruir mi confianza a construir nuevas esperanzas.

friends

Solo espero que la vida sea buena, que no te vayas nunca, poder tenerte cerca, acompañarnos en las etapas de la vida, en las locuras de adolescencia, en las rupturas de la edad madura, en la felicidad de formar una familia, de amar, de ser amadas; de estar juntas en la etapa de las primeras arrugas, de las terribles canas.

Tú mi loca amiga, deseo que seas siempre, mi compañera de viaje, mi compañera de vida

 

 

 



     Compartir         Compartir