Díganme lo que quieran, pero cuando llega a nuestra vida la persona que sabemos es la indicada para nosotros no queremos dejarla ir por nada del mundo. Esto no significa que nos olvidemos de nuestra propia vida e intereses, simplemente tiene que ver con reconocer que todo mejora con sólo estar a su lado. Es por esto que cuando finalmente decides que te quedarás aquí y que no soltarás su mano también decides comprometerte a apoyarlos en las buenas y en las malas y a despertar a su lado durante todos los días que les quedan juntos. A veces se irán a dormir entre risas, otras veces se enojarán y no querrán ni siquiera abrazarse, pero pase lo que pase, seguirán ocupando este importante lugar a su lado tanto física como emocionalmente.

1. Para darte una sonrisa apenas despiertes y desearte un buen día

2. Para prometerte que todo estará bien justo antes que te duermas

2

3. Para recordar todas las razones por las que quiero seguir quedándome a tu lado

4. Para todas las mañanas recibir un beso de buenos días

5. Para estar ahí contigo cuando más me necesites

6. Para acariciarte hasta que te duermas

7. Para de vez en cuando sorprenderte con un rico desayuno en la cama

8. Para tener que disculparnos y no poder escaparnos cada vez que tengamos una discusión

9. Para contarte mis sueños y pesadillas cada vez que me despierte a media noche

10. Para siempre desearte buenas noches

11. Para que me cuentes todo lo que sucedió durante tu día mientras nos vamos quedando dormido

12. Para dormir muy cerca de ti, especialmente en los meses más fríos

13. Para ver como envejecemos juntos

3

14. Para nunca olvidar que a tu lado me siento en casa, sin importar donde estemos

15. Para que seas lo último que vea cada noche antes de cerrar mis ojos

16. Porque este es el lugar al que pertenezco

17. Y simplemente, porque no existe otro lugar donde quiera estar

 

Por Teresa Donoso



     Compartir         Compartir