No tengo nada que temer… porque sé que estarás conmigo 

0
613

Ya no hay más miedo, no hay pensamientos negativos en mi mente desde el día en que llegaste a mi vida. Gracias por estar aquí y demostrarme que no habrá nada que me pueda dar mientras te encuentres a mi lado. No me podría alcanzar la vida para agradecerte por quitar de mi lado a todos los demonios que me atormentaban a diario. El día de hoy y desde que tuve la dicha de conocerte pude comprender quien soy y lo que hablas dentro de mí pero que no era capaz de ver, pues había mil de cosas que lo ocultaban, cosas negativas que no me dejaban valorar lo que realmente soy y valgo; pero desde el día en el que te conocí, me demostraste que todo es posible, que hay miles de cosas que valen la pena en mí y que era el momento de comenzar a valorarlas.

Me diste las fuerzas para seguir adelante a pesar de todo, y que dejará de importarme el riesgo de caer en el camino. No puedo creer que con tu llegada haya descubierto quien soy y darme cuenta que perdí mucho tiempo ignorando el oro que llevaba dentro de mí. Ahora sé que soy capaz de hacer todo lo que me proponga porque deje de tenerle miedo al fracaso, a las malas decisiones y lo que ellas traigan a mi vida. No me atrevía a dar pasos y seguir adelante después del fracaso, después de haber caído por mi inseguridad y por ignorar todas las capacidades que pudieron entregarme al triunfo y poder seguir a pesar de todo. Pero gracias a la vida pude encontrarte y dejar abierto mi corazón para que en él pudieras entrar y sacaras las mejores características de mí.

Mi vida ahora es diferente, pues pude darme cuenta de quien soy y todas las cosas positivas que hay dentro de mí y nunca vi. Ahora puedo trabajar en cada una ellas y tener el valor de tomar mis errores, mirarlos de frente y comenzar a trabajar para eliminarlos de mi camino y que dejen de ser un obstáculo que no me permiten seguir adelante y descubrir la capacidad que tengo de tomar con mis manos todas esas metas que me propuse pero nunca hice nada por tener. Sigo luchando y ahora con mayor fuerza porque te tengo a ti, mi soporte y mi mejor ayuda. Sé que estando a tu lado y mantenerte en mi vida, así de cerca, podré hacer lo que me proponga porque puedo ver el día de hoy todas mis capacidades y valorar mi vida. Ya no tengo miedo y te prometo que seguiré luchando contra todo lo que se oponga contra mí. No me importa más lo que piensa la gente de mí, solo me importa tu opinión y la esperanza que tienes en mí y que ahora puedo entregarme a mí misma. No quiero que te vayas, pero sé que estoy preparada para ser fuerte si algún día llegas a alejarte de mí, a pesar de que eres mi soporte. Seguiré adelante… ¡solo por ti!