Gracias por aceptarme tal quien soy. Gracias por amar mi cuerpo 

0
342

Nunca me sentía segura de quien soy y como soy, y pensé que nunca encontraría a una persona que lograría amarme como soy, con todo lo que tengo y que acepte mi cuerpo tal cual soy. No lo pensé hasta que te encontré y me diera cuenta de que por fin encontré a una persona que me aceptará tal cual soy. Estoy agradecida con la vida por haberme dejado conocerte y tener la oportunidad de encontrar a una persona que me amará, que me demostrará que el amor existe, y que era capaz la vida de darme a un hombre que con todo su corazón me amará sin poner ningún impedimento tomando en cuenta la forma de mi cuerpo y me amará con todo lo que posee.

Gracias. Tengo mucho que agradecer, todo lo que has hecho por mí; todo lo que me has entregado y por demostrarme amor verdadero, por demostrarme lo que hay en tu corazón y que soy importante para ti. Gracias pro estar dispuesto a hacer lo imposible por mantenerme a tu lado a pesar de todo. Me gusta estar a tu lado y compartir contigo momentos que nunca pensé combatirlo con alguien, momentos que era solo para mí, que solo quería vivir yo sin que nadie se interesará en lo que yo hiciera y dejará de hacer, pero desde que llegaste ya no me importa lo que piensen de mí, porque la única opinión que me importa es la tuya. Gracias por estar aquí e intentar levantarme el ánimo cada vez que mi ánimo cae por situaciones que ni yo misma puedo controlar. Tú has hecho que mis malos pensamientos cesen y comience a amarme poco a poco y conocerme por quien soy para valorarme. Pero gracias a ti he olvidado lo mal que me hace ver mi cuerpo y pensar en todos los cambios que deseo tener para poder conseguir a mi manera un cuerpo perfecto; gracias por hacerme entender que lo realmente importa es lo de adentro y que no estaré mejor si mi prioridad es obtener una belleza externa, que lo que realmente importa y aunque suene un poco cliché, lo que siempre importará será lo que lleve por dentro. El cuerpo cambia y nunca dejará de hacerlo, al final tendremos que entregar toda esa belleza con los años y lo único que nos quedará será el recuerdo de lo que un día logramos ser.

No me ajustará una vida para agradecerte por haber llegado en el momento indicado y demostrarme que aún existe una pequeña esperanza de encontrar a una persona que te entienda y que te acepte tal quien eres. Yo te aceptaré siempre como eres y el único que tendrá un lugar especial en mi corazón, porque con todo lo que me has demostrado has hecho que mi corazón se enamore de la persona quien eres y de todo lo que entregas. Nunca pensé encontrarme contigo y ahora que estoy junto a ti no puedo decirte. Ahora lo único que pido es que nunca te vayas de mi lado y que nunca me dejes entregar lo que ahora me das.