Hasta que nos volvamos a encontrar.

0
88

Eras la persona más especial que había en mi vida, contigo aprendí lo que era querer, aprendí que un extraño que podía a llegar a ser alguien muy importante en mi vida. Me enseñaste un montón de cosas que yo no tenía ni idea que podían ser reales, yo no sabía que se podía querer a alguien de esa manera tan intensa, no sabía que se podía volar con tan solo escuchar una voz o simplemente con mirar a esa persona especial.

Cuando me enteré que te irías, cuando supe que te alejarías de mi todo mi mundo se desmorono, no podía imaginar cómo sería el ya no verte más, ya no poder hablar contigo cada día, era demasiado para mí. Durante ese tiempo cada vez que llegaba a mi casa lo único que podía hacer era llorar sin importarme nada más, y cuando estábamos juntos trataba de aprovechar cada milésima de segundo porque sabía que en algún momento eso se acabaría, sabía que en algún momento ya no podría estar junto a ti. Quise buscar una manera para que te quedaras, pero eso era imposible, yo no podía luchar contra las razones que provocaban que te fueras, después de todo yo no era nadie en tu vida, solamente una amiga que te quería como mucho más que eso.

Recuerdo la última vez que te vi, en esta misma fecha, en el día de tu cumpleaños, jamás podré olvidar el último beso que nos dimos, ese momento ira por el resto de mis días conmigo porque no eres una de esas personas que se pueden olvidar.

Luego de que te fuiste el contacto que tuvimos fue muy escaso. Un día de valentía me animé a decirte lo que sentía por ti, no cara a cara como me hubiese gustado, lo hice a través de una computadora. Me dijiste que tendría que habértelo dicho antes, que las cosas habrían sido muy diferentes, que podríamos habernos dado una oportunidad, pero yo no tenía idea de que esa hubiese sido tu reacción, creí que siempre me habías visto solo como una simple amiga, no creí ser suficiente para estar a tu lado como algo más. Me hubiese gustado haber tenido el valor de hablar antes, pero yo no era valiente solo era una chica tímida con miedo hablar.

Me propusiste una relación a distancia, pero yo solo era una niña, no estaba preparada para algo así, los kilómetros eran demasiados y jamás volvería a verte. Hoy en día mi respuesta sería muy diferente, hoy aprendí que la distancia no es importante si el amor es suficiente, pero si tan solo hubiera sabido eso antes, si me hubieran enseñado eso todo sería muy diferente y podría tener la felicidad que hoy no tengo.

Ya han pasado años y es increíble pensar en cómo no logro olvidarte, tu jamás has dejado de importarme y sé que jamás lo harás.

Hoy que es tu cumpleaños me gustaría estar junto a ti, poder felicitarte, abrazarte, decirte todo lo que significas para mí, decirte lo mucho que te quiero, pero ya es tarde porque nunca más volvimos a hablar, tú te enojaste conmigo porque era una tonta y te entiendo pero eso no cambia el hecho de que me hubiese gustado que las cosas no fueran así.

Tengo la esperanza de un día el destino vuelva a cruzar nuestros caminos, que podamos reencontrarnos y decir todo eso que no pudimos en el pasado porque si un día eso pasa no seré tan tonta como para dejarte ir porque ya no soy esa niña que tenía miedo, nunca más volveré a perder a alguien que he querido tanto como a ti. Pero mientras nuestros caminos sigan siendo diferentes solo quiero que sepas que te extraño un montón y que de verdad espero volver a verte algún día.

Por: Pilii23