Me sigues lastimando a pesar de la distancia

0
203

Es difícil explicar cuando alguien que se encuentra tan lejos de ti logra seguir lastimando. Es difícil explicar que a pesar del dolor y la desesperación de dejar de sentir ese hueco en el corazón se sigue amando. Es difícil explicar lo que hace el amor en nosotros.

[SM-Responsive][/SM-Responsive]

Te fuiste porque yo te lo pedí; te alejaste porque tú lo quisiste; ya no estas aquí porque pensamos que era lo mejor, porque fui logrando alejarme y perderme para que no pudieras encontrarme. Logré cumplir lo que en ese momento pensaba que era lo mejor para mí. Te aleje porque pensé que la distancia podría curar las heridas, te podría olvidar y dejaría de sufrir por algo que es inevitable de reparar. No fue así porque sigo sintiendo el suplicio de no poder tenerte junto a mí.

Tú no te das cuenta cada vez que me lastimas, cada vez que sigues tu vida olvidándote de mí, olvidándote que un día estuve en tu vida. Me duele tu indiferencia, tu ausencia y tu olvido. A pesar de la distancia no consigo olvidarte porque te encuentras clavado dentro de mi alma, sigues estando en mis pensamientos y te hundes por las noches en mis sueños. No sabes que tu felicidad a lado de una nueva persona me causa una puntada que poco a poco va terminando con mi corazón. No te das cuenta que puedes lastimarme cada vez que tú eres herido porque me sigue doliendo cada vez que hay dolor dentro de ti. No me puedo acostumbrarme a verme lejos de ti, a ver como sigues alejándote cada día más de mí, cada vez te visualizo con mayor dificultad.

La fase del olvido aún no comienza, aún espera su turno porque la fase de la desesperación se encuentra activa dentro de mí. No soporto esas imágenes que asaltan momentos de mi día para recordarme lo desdichada por haberme enamorado de ti, esas imágenes que me hacen imaginarte acariciando a alguien más, amando a alguien más y entregándote a alguien más; no lo soporto. No soporto el tener que vivir con el recuerdo de estar a tu lado, con las ilusiones que siguen manteniéndome con la esperanza de que un día volverás.

No quiero seguir soportando el dolor que me causas aún estando lejos, el seguir esperando encontrarte por causalidad por las calles, el buscarte cuando sé que puedes estar cerca de mí, el seguir esperando una llamada, un mensaje donde me dirás todo lo que me gustaría escuchar de tu parte. No puedo seguir esperando a que las cosas cambiarán y pensando que algún día podré estar a tu lado compartiendo mi vida y todas esas cosas que solo sé que podré compartir a tu lado; todas esas cosas que sé que nadie más comprenderá, solo tú.