Soy demasiado para ti. No mereces tener a tu lado a alguien mejor que tú 

0
34

El estar contigo solamente me hacía creer que tal vez yo no era suficiente para ti, que tal vez yo no era la persona indicada para ti. Con el tiempo fui dándome cuenta de la clase de persona en la que te habías convertido y pude darme cuenta la clase de persona que soy. He tomado demasiadas conclusiones desde que decidí sacarte por completo de mi vida, desde que decidí desechar la basura que ya comenzaba a apestar en mi vida.

[SM-Responsive][/SM-Responsive]

Con todo lo que he descubierto me he dado cuenta que estaba equivocada, que estaba mal el concepto que yo tenía de ti y sobre todo el concepto que yo tenía de mí. No quería darme cuenta de lo que estaba pasando entre los dos, no quería aceptar que todo lo que un día pensé se desmoronaba enfrente mío sin un poco de espera. Me di cuenta que estaba totalmente equivocada la etiqueta que yo te colocaba. Pensaba que eras lo mejor que pudo haber pasado en mi vida, pensaba que jamás encontraría a alguien que fuera igual que tú, que me diera lo que tú me dabas. Ahora me doy cuenta que no, me doy cuenta que hay muchos que son igual a ti y al contrario, son poco los que son diferente a ti, los que son únicos. Ahora comprendo que hay muchos allá fuera que me pueden dar lo que tu me dabas, de hecho cualquiera puede darme más de lo que tu me dabas. Ahora me doy cuenta que vivía dentro de un cuento de hadas y al primer hombre que se me cruzo por enfrente le di el papel de algún tipo de príncipe sin insiera serlo.

Con todas las conclusiones que ahora alborotan mi cabeza puedo darme cuenta que estaba equivocada cuando pensaba que yo no te merecía, que tal vez tú merecías algo mejor que yo, pensaba que ahí afuera abrir muy pocas que pudieran llenar el puesto para ser tu compañera, tu amante como yo lo era. Pero ahora me doy cuenta que en todo esto también estaba equivocada. Ahora puedo ver que tú no eras el que merecía algo mejor, que la que merecía algo mejor era yo, que me había conformado con cualquier cosa porque tal vez estaba cegada por el amor. Ahora entiendo que tú no merecías algo mejor, al contrario, ahora entiendo que mereces algo peor que yo, alguien que no pueda darte lo que yo te di, alguien que no sea capaz de amarte de la manera en que yo lo hice, y así, con esto tu aprendas a valorar lo que tenias junto a ti. Ahora me doy cuenta que allá afuera hay cientos de mujeres que pueden llenar el puesto de tu amante porque tú te conformarías con cualquier cosa, con cualquier mujer que se pueda enamorar de la manera en que yo lo hice, que se enamore y comenzar a jugar con ella.

Ahora me doy cuenta que lo que tenía no tenía el valor que yo le había asignado y que estoy mejor sin ti. Ahora sé lo que valgo y lo que quiero.